Diálogo con estudiantes del seminario de Política Económica de la UE de la UNED

Esta mañana he mantenido un interesantísimo diálogo con el alumnado del Módulo Jean Monnet de Política Económica de la Unión Europea de la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED). En la sesión, moderada por el director y coordinador del curso, Marcin Roman Czubala Ostapiuk, hemos abordado un amplio abanico de cuestiones vinculadas con la Unión Europea y sus instituciones, las garantías democráticas que ofrece este entramado institucional, el trabajo de los eurodiputados y eurodiputadas, el Brexit, la transición ecológica y, de manera muy especial, aspectos relativos a la política económica de la UE, como la puesta en marcha del programa Next Generation EU y la emisión de deuda comunitaria por primera vez en la historia europea.

En ese sentido, he incidido en la importancia de la emisión de deuda como paso adelante en la integración de la UE. Desde su creación, la Unión Económica y Monetaria europea ha adolecido de un pilar fiscal, que los socialistas europeos venimos reclamando desde hace años. Este pilar fiscal permitiría llevar a cabo una gestión del ciclo a nivel europeo. La emisión de deuda comunitaria para respaldar el programa Next Generation EU tiene por ahora un carácter temporal y se limita al programa de recuperación, destinado a apoyar la reactivación económica de Europa en el contexto de grave crisis provocado por el COVID-19. Así lo he explicado esta mañana en la sesión con los estudiantes de la UNED, cuyas preguntas e intervenciones han evidenciado un gran conocimiento sobre la materia.

Como comentaba al principio, otro de los aspectos en los que nos hemos detenido ha sido el diseño institucional de la UE. Por un lado, he destacado que, aunque el Parlamento Europeo es la única institución de la UE elegida directamente por la ciudadanía y, por tanto, su legitimidad democrática es totalmente indiscutible, las demás isntituciones de la UE, como el Consejo, la Comisión Europea o el Tribunal de Justicia de la UE, cuentan también con credenciales democráticas. Del mismo modo que los miembros del Consejo Federal alemán -el llamado «Bundesrat», equivalente germano al senado español- son nombrados directamente por los gobiernos de los dieciséis estados federados del país, en el caso de la UE, son los ministros de los 27 países miembros quienes forman parte del Consejo. Ministros que, a su vez, han sido elegidos democráticamente de acuerdo con la legislación de cada Estado.

Ha sido un auténtico placer compartir estas y otras reflexiones con los alumnos y alumnas del Módulo Jean Monnet de Política Económica de la UNED, con quien espero volver a coincidir pronto y, si es posible porque la situación sanitaria lo permita, de manera presencial. ¡Muchas gracias y hasta la próxima!

Puedes ver la segunda parte de la sesión en este enlace:

Comparte tus pensamientos

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.